Lluvias de abril no han afectado embalses ni corrientes hídricas

Image

1 month ago

Bogotá D.C., 16 de abril de 2019.

 

 

Abril es el mes más lluvioso del primer semestre en gran parte del territorio CAR y por lo general las zonas con mayor precipitación son la central (Sabana de Bogotá y cuenca Laguna Fúquene) y occidental (cuencas de los ríos Minero, Negro, Sumapaz, bajo Bogotá, así como la vertiente oriental del río Magdalena).

 

En la zona oriental, que comprende la cuenca alta del río Bogotá, el río Garagoa, la cuenca alta del río Tunjuelo, la cuenca alta del río Teusacá y cuencas aferentes a los embalses Sisga y Tominé; las precipitaciones fuertes se registran a mitad de año, en los meses de junio y agosto. Sin embargo, es importante resaltar que a la fecha el acumulado de las lluvias en la cuenca del río Bogotá es del 64%, en la cuenca del río Suárez es del 72%, río Negro es del 57%, río Sumapaz es de 48% y en el río Magdalena de 38%, es decir, que en este momento en el occidente disminuyeron las lluvias, pero en la zona central se presentó un incremento, pero no se registran afectaciones.

 

En marzo se incrementaron los volúmenes acumulados de lluvias, siguiendo la misma tendencia de enero y febrero, cuando los mayores volúmenes (superiores a 150 mm), se registraron en la cuenca del río Negro y valle del río Magdalena, mientras que las bajas precipitaciones (menores de 70 mm) prevalecieron en la zona central y oriental de la jurisdicción CAR.

 

Embalses y sistemas lagunares

 

A la fecha las reservas de agua están en su capacidad normal: Agregado Norte, 309 millones de metros cúbicos (37% de su capacidad útil); Sistema Chingaza, 112 millones de metros cúbicos

(39% de su capacidad útil); y embalses menores del sur (Chisacá-Regadera), con 5.4 millones de metros cúbicos (52% de su capacidad útil). El nivel de la laguna de Fúquene fluctúa alrededor de la cota a 2.538,94 metros sobre el nivel del mar. Y el embalse El Hato cuenta con 8.3 millones de metros cúbicos (66% de su capacidad total).

 

Eventos y emergencias

 

Con base en el seguimiento desde el Centro de Control Hidrometeorológico, se han registrado eventos puntuales, aguaceros y crecientes súbitas, pero no se tienen reportes de afectaciones importantes; las condiciones generales de las cuencas hidrográficas están entre normales y por debajo de lo esperado para la época.

 

Recomendaciones

 

· Recomendaciones para la población:

 

Este atento a la información proveniente de IDEAM, UNGRD, Consejos Departamentales y Municipales de Gestión de Riesgo y entidades operativas.

 

Realice monitoreo con sus vecinos, si tiene un riachuelos o canales cercanos, si evidencia un cambio de nivel o en el terreno, notifíquelo inmediatamente a los organismos de control.

 

Reportar cualquier novedad al número único de emergencias 123.

 

Tenga a la mano los planes de emergencia, elaborados con vecinos y/o familiares.

 

Tenga a mano un maletín familiar para emergencias.

 

Realice con su comunidad campañas de limpieza de canales o ríos que crucen cerca de su vivienda.

 

Realizar mantenimiento preventivo de acueductos veredales y los sistemas de recolección de aguas Lluvias y/o alcantarillados.

 

· Recomendaciones para los entes territoriales:

 

Verificar el estado de la infraestructura de las comunidades, de manera que pueda servir de apoyo en algún momento.

 

Establecer mecanismos comunitarios de soporte de agua potable y vigilancia del estado a la limpieza de tanques de almacenamiento, de manera que no se genere un riesgo mayor para la salud.

 

Los comités municipales deberán informar a los comités departamentales, sobre señales de peligro o cambios importantes que permitan la emisión de alertas oportunas para evitar posibles desastres.

 

Verificar el estado de la infraestructura comunitaria que pueda servir de apoyo en algún momento.

 

 

 

Etiquetas: Temporada Lluvias, CAR Cundinamarca, Mitigación, Noticias ambientales, Gestión del riego,